FANDOM


El más grácil de todos, y el que adoraba mejor la belleza del universo, fue Halconún, conocido como El Halcón. Uno de los 20 hijos de Vakjala I`Kusovai.
Fulgrim joven

Halconún antes de recibir al Emperador en Calatxh, Chemos.

De todos los hijos del Emperador, Halconún fue el que más apreciaba la conservación de lo natural.

Lo que casi nadie sabe, es que sintió remordimientos y temores al unirse a Hurtell, ya que no quería separarse del amor guerrero con el que Vakjala le había ayudado a forjar su maltrecha Legión, ni mucho menos separarse de sus hermanos guerreros, sobretodo de Panther Tha'Julen, con el que forjó una gran amistad.

Biografía

Chemos era un mundo minero en decadencia. Si Balaalar, planeta donde fue encontrado Sanguinium, estaba devastado y era pobre, Chemos no tenía punto de referencia en cuanto a su situación. Chemos fue uno de los primeros planetas en ser colonizados por los Sangheili, cerca del 23.000 a.C, lo cuál indicaba que, o apenas tenía recursos, o estaban muy bien escondidos.

Halconún aterrizó cerca del complejo minero Calatxh, donde se salvó por poco de la ejecución. Por norma, los hijos huérfanos eran sacrificados en Chemos, para así ahorrar recursos, pero Halconún fue salvado gracias a su belleza, fruto de la creación directa de algo divino (El Emperador).

Allí, fue criado por un joven minero, que le ayudó en sus planes beneficiosos. En Chemos había una gran cavidad, debajo del complejo Calatxh, cuyo contenido tenía un valor incalculabe en cuanto a recursos se refiere. Por desgracia, al ritmo que iba la excavación, llegarían dentro de 20.000 años, justo lo necesario para que Chemos tenga una lenta y dolorosa muerte. Halconún se dio cuenta de algo, y es que los grandes líderes no hacían nadamás que gastar recursos en tonterías innecesarias, en vez de ayudar a su pueblo. De una manera desonocida, debido a que se ha perdido con el paso del tiempo, Halconún ascendió a líder del complejo Calatxh, y extrayó el mineral oculto bajo la corteza en menos de 2 semanas, lo cuál era muchísimo menos de lo previsto.

Con las cintas transportadoras volviendo a estar a un nivel que no se había visto desde hacía casi 12.000 años, Calatxh suministró suficientes recursos a Chemos como para sobrevivir 1 millón de años al completar de extraer los recursos.

Halconún escaló puestos hasta llegar al máximo líder de Chemos, y en ese momento fue cuando el Emperador llegó de recoger a Bárbarus en Beta Doradus III, a muchos años luz de distancia. Al ver la reluciente armadura negra con destellos amarillos del Emperador, Halconún hizo un cordial saludo a su padre y le dio la bienvenida, ordenando a sus tropas no apuntarles.

Gran Guerra

Poco antes del encuentro entre Vakjala y Halconún, ocurrió un error en la semilla genética de su Legión. Se produció un accidente que probocó la casi desaparición de la Legión, y para repoblarla rápidamente se necesitaba al Señor Progenitor de esa Legión.

Halconún lo comprendió, y esperó un tiempo hasta ser sufiicientes como para lanzarse al ataque. En su primera cruzada, luchó junto a Sanguinium y Rogal Dorn, y su fuerza de ataque fue algo menguada, ya que el enemigo (Los Neónido) presionaban mucho en el frente asignado a los Garra del Halcón. Después de esa batalla, hubo una reunión en el Palacio Imperial: se acababa de encontrar a Réptilus. Poco después, Fúlgruto Droneo y Terrus Mégnicus empezaron a redactar juntos el Codex: Neptunis, y Halconún dividió a su Legión en dos: Los originales Garra del Halcón, y los Hijos del Emperador, que tan sólo guardó de parecido un emblema que recordaba a la pata de un águila.

El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.